fbpx

Miel de abeja – Honey, what are you doing?

Ingredientes Berry Juicy

 

La miel de abeja, además de ser un ingrediente delicioso para el paladar, es también bastante nutritivo para el cuidado de la piel, aquí te contamos por qué.

La reconocida “miel de abeja” es una sustancia producida por estos polinizadores. Su composición depende del néctar de la planta que recolecta la abeja y de la especie de la abeja que la produce. Estas variables determinan sus características físicas (color, sabor, viscosidad, etc.), y químicas (distintos azúcares, minerales, proteínas, su acidez, entre otras). Es decir, según la cantidad que posea de cada compuesto, así será su apariencia física y sabor.

Composición general
Ahora bien, se puede decir que todas las mieles producidas por las abejas tienen elementos en común. La miel es principalmente una solución acuosa que contiene una cantidad importante de azúcares (tales como fructuosa y sacarosa, entre otros en menores proporciones) y otros compuestos, tales como amino ácidos, proteínas, algunas vitaminas, antioxidantes (flavonoides) y minerales (tales como el calcio, magnesio, zinc, potasio, entre otros).

Propiedades y beneficios
La mezcla de todos estos compuestos son los que brindan distintas propiedades a la miel de abeja. En la piel, estos compuestos nutren la piel y fortalecen su capa externa (la epidermis y su stratum corneum):

  • El pH de la miel es ácido, lo que ayuda a balancear el pH de nuestra piel (que es también ácido); contribuyendo a tener una mejor apariencia y evitar resequedad.
  • Por su composición, nutren las “buenas bacterias”, la microbiota presente en nuestra piel, protegiéndola de “malas bacterias” del exterior que pudieran causar padecimientos en la piel. La acidez de la miel de abeja también protege contra las bacterias invasoras (es por eso que dicen que la miel tiene propiedades antibacteriales) y respeta la biota de nuestra piel. La cantidad de azúcares en la miel también influyen en la propiedad antibacterial. Dadas estas propiedades se utiliza para el tratamiento del acné.
  • Los azúcares también brindan humectación a la piel a través de la captación de moléculas de agua del exterior hacia nuestra piel, dando así una apariencia humectada.
  • Propiedades antioxidantes, obtenidas sobre todo del origen floral del néctar. Su poder antioxidante ayuda a capturar los radicales libres en nuestra piel.
  • Distintos estudios científicos demuestran que la miel posee actividad antinflamatoria, lo que ayuda a calmar la piel irritada.
  • Por las propiedades antes mencionadas, la miel puede ayudar a curar heridas en la piel y quemaduras, cabe mencionar que para un uso medicinal como el aquí mencionado, se requiere miel con grado medicinal igualmente.

En fin, la miel de abeja es una sustancia compleja con múltiples beneficios. Aplicada en la piel, la protege y nutre, lo que nos permite mantener una apariencia radiante, humectada y sana.

Y tú, ¿ya te has beneficiado de propiedades de la miel?

-merci

 

1 Comentario. Dejar nuevo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Menú